Del Coliseo a Liguria, de la Toscana a Lombardía: en oración por el centro comercial …


Del Coliseo a Liguria, de la Toscana a Lombardía: en oración por los mártires de la fe

En toda Italia, del 21 al 24 de marzo, se celebra el día 27 en memoria de los misioneros asesinados en el mundo "en odio a la fe".

Vaticano Insider
GIACOMO GALEAZZI
ROMA

2018 fue un año negro: 40 misioneros y pastores asesinados. Varias víctimas se duplican en comparación con los doce meses anteriores. El domingo 24 de marzo se celebra el día 27 de oración y ayuno en memoria de los misioneros mártires, treinta y ocho años después del asesinato de Monseñor Oscar Romero, proclamado santo en octubre del año pasado por el Papa Francisco. El Día en memoria de los misioneros mártires nació en 1993 por iniciativa del entonces Movimiento de Jóvenes Misioneros, ahora Missio Giovani, que, bajo los auspicios de la Fundación Missio, promueve este evento especial de oración para que la Iglesia italiana recuerde a todos los testigos de la Evangelio asesinado en diversas partes del mundo.

En 2018 hubo un aumento de personas muertas "en odium fidei". Los trabajadores pastorales que perdieron la vida "por el amor de Dios" son cuarenta veces más que el año pasado, según se informa en el informe anual de la agencia Fides de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos. El tema elegido este año, "Por el bien de mi pueblo, no guardaré silencio (Is 62,1)", está inspirado en el testimonio de Oscar Romero, "El santo de América", y tiene la intención de "expresar la conciencia plena de que amar a Dios significa amar". Los hermanos de uno, significa defender sus derechos, asumir sus miedos y dificultades ». Le explican a la Fundación Missio: "El título" Por el bien de mi pueblo, no guardaré silencio "significa actuar de manera coherente con la fe de uno, como cristianos, discípulos misioneros, portadores de la Buena Nueva de Jesús, no podemos estar en silencio frente al mal, ya que eso traicionaría el mandato que nos ha sido confiado ».

Hoy el vicario de Roma, el cardenal Angelo De Donatis, dirigió la marcha y la vigilia de oración organizada por la Diócesis de Roma, en particular por Caritas de Roma, Centro Diocesano de Cooperación Misionera entre las Iglesias y la Oficina Diocesana de Migrantes, al Coliseo y de la Comunidad de Sant'Egidio. La cita tuvo lugar a las 18.00 horas en el Coliseo. Hubo un video de testimonio, recogido por Don Stefano Cascio, párroco de San Bonaventura en Torre Spaccata, por el padre Jean Pierre Schumacher, el único sobreviviente de la masacre de los tibirinos en Argelia: en la noche del 26 al 27 de marzo de 1996, siete monjes Los trapistas fueron capturados por su monasterio y luego asesinados el 21 de mayo. Los religiosos, junto con el obispo Pierre Claverie y otros once testigos de la fe, fueron beatificados el 8 de diciembre de 2018 en Argel.

"También este año, explica el obispo auxiliar del Centro y el secretario general del vicariato, Monseñor Gianrico Ruzza, la diócesis de Roma se ha reunido para celebrar el Día de la oración y el ayuno en memoria de los mártires misioneros celebrados el 24 de marzo. En 2018, fueron asesinados hasta cuarenta testigos: 35 sacerdotes, cuatro laicos y un seminarista ".

Y Ayuda a la Iglesia Necesitada (Acs) vuelve a iluminarse con monumentos rojos y lugares simbólicos de diferentes ciudades italianas en un fin de semana dedicado al testimonio del martirio cristiano. Con motivo del XXVII Día, la fundación de la derecha pontificia organiza cuatro iniciativas diferentes en Albenga, Legnano, Pistoia y Sanremo. El sábado y el domingo tendrá lugar el evento "Vamos a iluminarnos con Legnano rojo recordando a los mártires cristianos", promovido por ACS junto con la Parroquia y el Centro Cultural San Magno. La iniciativa, patrocinada por la Municipalidad de Legnano, comenzará con la vigilia de oración y la adoración que en la tarde del sábado 23 anunciará la iluminación de la Iglesia de las SS. Redentor. El domingo 24, a partir de las 6 pm, habrá un evento en la ciudad durante el cual hablarán el director de la ACS Alessandro Monteduro, el alcalde de la ciudad, Gianbattista Fratus y el párroco de San Magno, Monseñor Angelo Cairati. Seguirá la iluminación roja del Ayuntamiento y la fuente en Piazza San Magno.

En la noche entre el 23 y el 24 de marzo, la Catedral de Albenga y el Santuario de la Madonna della Costa en Sanremo se colorearán de rojo para recordar a los misioneros mártires de 2018 y a todos los cristianos que perdieron la vida en el mismo año debido a su fe. . Las diócesis de Liguria de Ventimiglia-Sanremo y Albenga-Imperia se han unido a la invitación de ACS. Durante toda la noche se iluminará el Santuario de la Virgen de la Costa de San Remo, mientras que en Albenga, hasta la medianoche, luces rojas pintarán la fachada y el campanario de la Catedral de San Michele Arcangelo.

Habrá momentos de testimonio, gracias al padre Joseph Fidelis Bature, sacerdote de la Diócesis de Maiduguri en Nigeria, quien contará las dramáticas condiciones de los cristianos en su país. Don Fidelis intervendrá primero en Albenga durante la vigilia de oración presidida por el obispo, Monseñor Guglielmo Borghetti, que comenzará el sábado a las 21. El domingo 24, el sacerdote nigeriano llevará su testimonio a San Remo, en la Concatedral de San Siro, durante la misa de 11.15 presidido por el obispo, monseñor Antonio Suetta.

En ambas celebraciones, se recogerán ofertas para financiar los estudios de 120 jóvenes seminaristas nigerianos de las diócesis de Umahia y Sokoto. En cambio, Siria se discutirá en Pistoia el sábado por la noche, gracias a la presencia del padre Ihab Alrachid, de la diócesis griega de Damasco de Melkite. El sacerdote sirio presentará su testimonio durante la vigilia de oración de los misioneros mártires, presidido por el obispo, monseñor Fausto Tardelli, en la Catedral de San Zeno, a partir de las 9:00 p.m. Al mismo tiempo que comienza la celebración, el catedral y el ayuntamiento de pistoia.