¿Qué hacer cuando Dios pide cosas insensatas?

Jesús ha estado predicando al pueblo. Está oscureciendo. Todos están cansados y tienen hambre. Los discípulos entonces aconsejan lo razonable: “Despide a la gente; que vayan a las aldeas y cortijos de alrededor a buscar alojamiento y comida, porque aquí estamos en descampado”. Mejor que cada uno vaya a su casa. Así podrán descansar y…

Seguir leyendo