Arzobispo responde a quienes califican a Evo Morales como “una bendición de Dios”



El Arzobispo de Sucre, Mons. Jesús Juárez, manifestó que los adjetivos que enaltecen al presidente boliviano Evo Morales no corresponden a autoridades políticas; al contrario, lo que hacen es “dañar la imagen” del mandatario.

En conferencia de prensa el lunes 15 de abril, Mons. Juárez se refirió a los dichos de alcaldes y concejales del Movimiento Al Socialismo (MAS), partido de Gobierno, que a solo meses de las votaciones presidenciales han enaltecido la figura del mandatario.

Es así como durante una actividad del municipio de Tacopaya (Cochabamba) el alcalde Felipe Sánchez, agradeció a Evo Morales por ser “una bendición de Dios”.

“A ti te ha comandado Dios para salvar Bolivia y marcar diferencia en Bolivia y no sólo romper la diferencia a nivel nacional sino a nivel internacional, hemos roto las barreras”, expresó Sánchez según el sitio Página siete.

A su turno, el alcalde de Achocalla, en La Paz, Dámaso Ninaja, se arrodilló ante el presidente de Bolivia para pedir financiamiento de unos proyectos y se refirió a Morales como “el genio” y “el papá”.

También, el presidente del concejo municipal de Shinahota, Raúl Cruz, expresó que Morales debería gobernar “no solamente hasta 2025, sino hasta que Dios quiera”.

Ante la situación, el Arzobispo de Sucre manifestó que si se quiere “dañar la imagen del señor presidente síganle aplicando estos adjetivos calificativos que solamente corresponden a una divinidad y no corresponden a autoridades políticas”.

“Las autoridades políticas son servidores, el único Salvador es Jesucristo, el único Redentor con su pasión y muerte es Jesucristo”, recordó Mons. Juárez.

“Si uno quiere ser un buen servidor público tiene que ser el primer servidor de todos, el último en la comunidad” y “si uno se dice que es cristiano, que es católico, que ponga en práctica las enseñanzas de nuestro Salvador”, agregó. 

En tanto, para el senador de Unidad Nacional, Arturo Murillo, las expresiones solo responden a un “instinto de supervivencia” para buscar la reelección o asegurar cupos políticos. 

A pesar del referéndum constitucional del 21 de febrero de 2016 que rechazó la repostulación de Evo Morales a su cuarto mandato consecutivo, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) dijo lo contrario. 

En diciembre de 2018, el TSE habilitó a los candidatos del oficialismo, Morales y su actual vicepresidente, Álvaro García, para las elecciones presidenciales y parlamentarias del 20 de octubre de 2019.





Fuente